Acusada caída en la contratación hipotecaria.

El pasado mes de mayo se firmaron un 29% menos de hipotecas que el mismo mes del año pasado, 18.420 concretamente. Esta caída se debe, en gran parte, a la subida del tipo de interés, al alto paro y a la caída de los salarios. A esto hay que añadir el hecho de que el importe máximo que las entidades bancarias están financiando también ha caído, hasta un tope de 96.400 euros.

No obstante, la contratación hipotecaria ha aumentado un 5.21% con respecto al mes de abril de este año.