Santander se sube al carro de las adquisiciones.

Tras cinco años de crisis, el Banco Santander se ha unido al proceso de reestructuración financiera, y ha anunciado su interés en la adquisición de las entidades Novagalicia y CatalunyaBanc. En concreto, su principal objetivo es ésta última, en la que tiene menos presencia, ya que en Novagalicia cuenta con el control que su filial Banesto ejerce en el accionariado de dicha entidad.

A esta estrategia de fusiones y adquisiciones, se espera que se una BBVA, que hoy ha mostrado unas cuentas inesperadamente ganadoras, un 90.1% más de lo previsto.